¿Cuántas veces has escuchado decir que debemos comer sano y ligero? Seguramente muchas, y sin embargo es posible que aún no hayas dado con recetas que garanticen unos platos saludables y exquisitos. Ya sabemos que no quieres pasar horas en la cocina, mucho menos en verano, por eso hemos traído cinco recetas sanas que consideramos altamente nutritivas, ligeras y, por supuesto, fáciles de preparar.

Aguacate relleno

Esta es una de las recetas sanas más fáciles de preparar y más versátiles, solo necesitarás de unos pocos minutos y tendrás una cena muy nutritiva y fresca.

  • Pica un aguacate por la mitad, con una cucharilla o un cuchillo retira con cuidado la pulpa sin romper la cascara.
  • En un bol, mezcla el aguacate con otros ingredientes que sean de tu agrado. Por ejemplo, tomate, cebolla, pimientos, manzana, zanahoria, camarones, pollo a la plancha, cilantro, perejil, maíz dulce, tomates al horno, ajetes tiernos, jamón, nueces, frutos secos, pasas, entre otros.
  • Añade un poquito de aceite de oliva, sal y pimienta negra para aderezar. Después sirve la mezcla en la cascará de aguacate y tendrás una deliciosa comida muy nutritiva y rápida de hacer.

Sopa fría de melón con jamón

Para hacer esta receta necesitarás de 1 melón, 2 o 3 cucharadas de nata líquida, sal, pimienta negra, aceite de oliva y unas lonjas de jamón serrano.

  • Toma la pulpa del melón y colócala dentro del vaso de la licuadora o de un procesador de alimentos junto con la sal, pimienta y las cucharadas de nata. Una vez todo se haya licuado, debes guardarlo en el refrigerador hasta el momento de servir.
  • Ahora pica en trozos pequeños el jamón serrano y ponlo a tostar en una sartén o en el microondas, recuerda usar una servilleta para extraer su grasa.
  • Sirve la sola del melón y coloca por encima el jamón crujiente, puedes añadir un poquito de aceite de oliva. Como ves  esta receta mezcla lo dulce del melón con lo salado del jamón, así que si te gustan estos contrastes, este será tu plato ideal.

Rollos de lechuga romana

¿Te gusta la lechuga romana? En caso de que la respuesta sea negativa, puedes usar la lechuga de tu preferencia.

  • Desprende las hojas y lávalas muy bien con un poquito de vinagre.
  • En un bol haz una mezcla de arroz integral cocido y otros ingredientes de tu preferencia tales como aguacate, pimientos, cebolla, brócoli cocido, zanahoria, maíz, aceitunas, alcaparras entre otros.
  • Adereza los ingredientes y enróllalos con la hoja de lechuga. Tu cena estará lista para comer.

Ensalada de frutas

Esta ensalada la puedes hacer con las frutas que tengas en casa, córtalas en trozos y aderézalas con un yogur de soja natural sin azúcar. Después añade una pizca de zumo de limón y para finalizar puedes colocar encima unas hojas de hierbabuena o menta y un toque de canela.

Pechugas de pollo rellenas

Para la elaboración de este plato vas a necesitar 2 filetes de pechuga abiertos, 1 quesito desnatado, 125 gramos de espinacas cocidas al vapor, ½ bote de corazones de alcachofa cocidos, 1 diente de ajo, sal y pimienta.

  • En un bol debes mezclar con suavidad todos los ingredientes a excepción del pollo. Ahora sazona los filetes con la sal y la pimienta. Añade una cucharada de la mezcla sobre cada filete y extiéndelo poco a poco.
  • Comienza a enrollarlos y usa unos palillos para evitar que se abran.  Con una brocha úntale un poquito de aceite de oliva y llévalos al horno precalentado a 200° C. Espera unos 20 minutos y sírvelos acompañados de una ensalada. También puedes picar los filetes en trozos y será un canapé perfecto.

Esperamos que estas recetas sanas te sirvan de inspiración para que prepares deliciosos platos durante la primavera y el verano. Recuerda que puedes sustituir la mayoría de estos ingredientes por otros que tengan un aporte nutricional más enfocado a tus necesidades.

Consejos para controlar el peso con recetas sanas

Si quieres lucir una piel y un cuerpo saludable, permanece atento a estos consejos, ya que teniéndolos en cuenta podrás mejorar tu actitud frente al control de tu peso. En primer lugar, hay que tener en cuenta la alimentación saludable, que es imprescindible, no solamente para mantenerse en línea, sino para que la piel luzca sana e hidratada.

Uno de esos consejos pasa por consumir alimentos saludables, preparando recetas sanas basadas en frutas y verduras, así como proteínas limpias de pollo y pescado a la plancha. Cuando se evitan alimentos basados en grasas saturadas, fritos, embutidos, harinas en exceso, helados, bebidas alcohólicas, etc. el cuerpo lo nota y se desintoxica generando una función detox natural, haciéndonos sentir más ligeros y saludables tanto por dentro como por fuera. Para perder peso no hace falta hacer ninguna dieta estricta, todos sabemos nuestros límites y los objetivos que queremos alcanzar. Todo ello se puede conseguir cambiando un poco el estilo de vida y reduciendo la cantidad de alimento que ingerimos.

Siguiendo una serie de hábitos de vida saludable y compaginándolos con actividad deportiva, podemos fortalecer nuestro cuerpo y perder peso. Os vamos a decir las calorías que se queman según la actividad deportiva. Los beneficios del deporte son inmensos, no solo físicamente, sino también mentalmente. Practicando una actividad deportiva suave como caminar, jugar al golf o pescar estaríamos quemando entre 1,5 y 4,9 calorías por minuto.

En cambio, una actividad más moderada como son las clases de baile o un paseo en bicicleta ayuda a quemar entre 3,5 y 7,4 calorías. Ejercicios más intensos como andar a alta velocidad o jugar al tenis aumenta las calorías quemadas entre 5,5 y 9,9. En actividades más exigentes como la natación, baloncesto o fútbol, se llega a quemar entre 8 y 12 calorías por minuto. Con el ejercicio extremadamente intenso, como correr, se queman más de 10 calorías por minuto.

En conclusión, recuerda que una alimentación saludable no lo es todo, pero forma una parte muy importante en el reto de controlar o perder peso, pero sobre todo, de purificar y sanar el cuerpo por dentro llenándolo de nutrientes y vitaminas. De esta manera nos encontraremos mucho más enérgicos y podremos realizar mejor la actividad deportiva. La combinación deporte y alimentación sana es la clave para llegar a verano con una salud envidiable.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here