Cuida que no tenga una pizca de sudor

Para mantener el sudor a raya en el bebé es imprescindible que su higiene sea la correcta. Ten en cuenta que con la subida de las temperaturas zonas como en el pañal o pliegues de su piel serán un cebo por los eritemas y pequeñas lesiones en la piel. Cuida, además de su higiene diaria con un gel para bebés que su hidratación sea siempre adecuada. Para ello, aplica constante una crema con protección solar y que humecte su piel.

Para su higiene diaria, te recomendamos: Mustela Gel Dermolimpiador 500ml + Hydra Bebé Cuerpo 500 ml. Este gel dermolimpiador cuida de la piel del bebé dejándola limpia y suave.

Por otra parte, para su hidratación constante, te recomendamos: Weleda Crema Facial Bebé Calendula 50ml. Los extractos de caléndula BIO ayudan a calmar la piel, mientras la lanolina, la cera de abejas y el aceite de almendras BIO la envuelven en un manto protector natural que la nutre y cuida sin obstruir los poros.

Aumenta la dilución de las tomas

Si tu bebé está tomando leche de formula, recuerda acudir siempre a productos de alta experiencia en la alimentación de los más peques. Como por ejemplo, Nutriben. En los meses de verano es recomendable que aumentes la cantidad de diluido en sus tomas. Tan solo deberás de añadir 10cc de agua al biberón. De esta forma el bebé tomará un mayor aporte de agua evitando que se deshidrate.

Determina qué ropa debe utilizar en verano

Es importante que los tejidos de su ropa sean eminentemente transpirables y salvo las zonas que debemos cubrir, ésta debe ser escasa. Es decir, debemos de tener claras las zonas de su cuerpo que siempre deben estar cubiertas, nunca tendremos el bebé desnudito.

En su ropa de la cama evita siempre tejidos de plástico que aumenten su sudoración, y extrapolaremos esta premisa a cualquier tejido que entre en contacto con la piel del bebé. Confía en tejidos de fibras naturales como el hilo, el algodón o el Nilo. No le pongas al bebé ropa ajustada, ya que no le permitirá evaporar su sudoración. Además, es conveniente que escojas unos tonos de color claros, para reflejar la radiación solar.

Una buena opción para la mantita del bebé es Lassig Muselina. Se encuentra fabricada en algodón, lo que permite la transpiración de su piel. Se pueden lavar, además, en la lavadora.

Evita siempre el sol

Un bebé con menos de 6 meses de vida no debe estar expuesto al sol. Por lo que si sales de casa con él siempre busca la zonas con sombra. Puedes llevar contigo una sombrilla o techado. Además, las horas con mayor intensidad de las temperaturas: entre las 12 de la mañana y las 4 de la tarde siempre deben quedar descartadas.

La protección en tu piel y en su piel con productos adecuados a la delicadeza de la misma, deben ser una obligación diaria. Utiliza un fotoprotector de nivel alto dedicado a su tipo de piel, como: Isdin Fotoprotector Pediatrics Gel Cream SPF50+ 250ml.

Que nunca te falte agua

El 75% del organismo del bebé es agua, por lo que debemos evitar que el bebé se deshidrate en verano. El estreñimiento, el cansancio o la somnolencia, pueden ser claros síntomas de que a tu bebé le falta hidratación.

Así mismo, debemos mantener el ambiente en el que se encuentre ventilado y fuera del intenso calor del verano. No es necesario mantener una habitación constantemente con aire acondicionado, sino una ventilación moderada para él, como la que ofrecen los ventiladores de techo. No solo mantendrá la habitación fresca y ventilada, sino que le ayudará a conciliar el sueño tranquilamente. Siempre a una velocidad mínima.

Comprueba que los pañales son transpirables

En verano es importante dedicar una atención especial a los pañales que va a utilizar el bebé. Debe ser cómodo para no coartar su libertad de movimiento y lo más importante, transpirable. De esta forma, evitaremos que aparezca la dermatitis provocada en la zona por el pañal. Así mismo, es importante que cambies el pañal habitualmente.

Un pañal adecuado para esta época del año es: Dodot Splashers Talla 3 6-11kg 12 uds. Se trata de un bañador y al mismo tiempo pañal listo para ofrecer al pequeño un baño divertido y sin preocupaciones. Han sido diseñados con divertidos dibujos asociados a imágenes infantiles, por lo que tales bañadores se asemejan a la perfección a los bañadores que no son desechables.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here