Prácticamente todo el mundo ha sufrido episodios de diarrea en algún momento de su vida, puesto que es uno de los trastornos intestinales más comunes. La diarrea hace referencia al aumento en la frecuencia de las deposiciones, cuya consistencia pasa a ser más acuosa o líquida de lo habitual.

Si se produce repentinamente y dura menos de dos semanas se habla de diarrea aguda. Por el contrario, cuando supera las dos semanas de duración se considera diarrea crónica. Las causas abarcan:

  • Intoxicación alimentaria.
  • Infecciones víricas.
  • Enfermedades intestinales inflamatorias.
  • Ansiedad.
  • Situaciones de estrés.
  • Ciertos medicamentos, en especial los antibióticos.

Dieta para combatir la diarrea

Cuando la diarrea es leve, y no se acompaña de síntomas como el dolor de estómago intenso o la fiebre elevada, no requiere una actuación diagnóstica ni un tratamiento específico. Tanto en adultos como en niños y bebés es fundamental reponer la pérdida de líquidos y electrolitos para evitar la deshidratación.

Entre las soluciones farmacéuticas de rehidratación oral se encuentra Humana Electrolit Solución Rehidratación Oral 3 x 250ml.

En lo que respecta a la pauta alimentaria, la recomendación es seguir una dieta astringente o blanda para cortar la diarrea, y que el estómago se reponga antes de volver a comer con normalidad. Pero ¿qué alimentos son buenos para la diarrea? ¿Cuáles son los mejores alimentos contra la diarrea?

Alimentos astringentes

¿Qué puedo comer si tengo diarrea? No hay que forzar la ingesta de comida sólida. Pero es importante ir introduciendo alimentos fáciles de digerir y con poca fibra, progresivamente y en pequeñas cantidades. En los procesos diarreicos es frecuente que no apetezca mucho comer, o que solo se quiera tomar algo ligero y de sabor suave.

El mejor consejo es que la apetencia nos guíe a la hora de escoger las cantidades y el tipo de alimento. Los alimentos mejor tolerados en caso de diarrea, y los que componen la llamada dieta astringente son:

  • El arroz blanco hervido.
  • La zanahoria cocida.
  • El pescado blanco al vapor.
  • El pan tostado.
  • El pollo a la plancha.
  • La compota de manzana.
  • El membrillo, fruta digestiva y astringente por excelencia.
  • El plátano maduro.
  • El jamón cocido. 

Cuando se tiene diarrea conviene evitar los alimentos grasos y los que aumentan el peristaltismo y favorecen la evacuación:

  • Cereales integrales.
  • Legumbres.
  • Fruta y verduras crudas.
  • Edulcorantes artificiales.
  • Suprimir temporalmente los lácteos, ya que pueden causar problemas digestivos e irritar el intestino.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here