Sí, todos comprendemos que en casa, todos estos días, no importa que sea sábado o martes. Sin embargo, continúa en nuestro subconsciente una serie de ideas poco ideales. Como por ejemplo: “Es viernes, ¿Por qué no comerme una pizza?”. Pies bien, Conozcamos qué es lo que sucede realmente los fines de semana en nuestra dieta, tanto ahora como, cuando salgamos.

Las claves de los kilos de más

Durante la semana es sencillo mantener rutinas, el trabajo, el deporte, la universidad y la escuela de los peques. Te ayudan a tener horarios establecidos y por supuesto las comidas entran en ellos. Cuando llega el fin de semana tu cronograma se altera y puede ocasionar un aumento de peso.

Estudios recientes de la facultad de Farmacia y Ciencias de la Alimentación de la Universidad de Barcelona, han demostrado que comer a deshora contribuye a que ganes unos gramos de más. Esto es, porque el cuerpo viene acostumbrado a recibir alimentos cada cierto tiempo y cuando no los recibe comienza a asimilar y metabolizar las calorías de manera diferente. Aumentando, así, tu índice de masa corporal (IMC).

La irregularidad a la hora de comer el fin de semana tiene un término: “eating jet lag”. Y no es más que el desajuste del reloj biológico del cuerpo en cuanto a las comidas y al sueño. Según los resultados que arrojaron estos estudios, las personas que comen fuera de horario, son más propensas a ganar peso. Esto con respecto a las que comen a horas similares todos los días.

Otra de las causas que influyen en que puedas engordar en el fin de semana es la comida chatarra. Los sábados y domingos agregamos este tipo de comida al menú, frituras, gaseosas, dulces y chocolates. Éstas no son nada saludables para el organismo y si además le sumamos unas horas en el sofá viendo películas, podría ser fatal para tu peso.

El finde tiene muchos factores que pueden hacerte ganar peso. Tomar bebidas alcohólicas, dormir poco, la falta de ejercicio o actividad física. Esto podría hacer que pierdas todo el esfuerzo que te ha costado perder esos kilos que habías ganado.

Cómo conseguir mantener el peso que deseamos

Queremos dejarte algunas recomendaciones para que el fin de semana no sea el aliado perfecto de los kilos de más.

  • Cuida lo que comes: Si quedaste para salir a cenar come lo que quieras, pero evita el postre y las gaseosas. Así evitarás sumar calorías adicionales. Cuidado con las bebidas alcohólicas. Toma mucha agua: el agua te ayudará a disminuir la sensación de hambre y mantendrá tu cuerpo en condiciones óptimas. Intenta llegar a los 8 vasos por día.
  • Mantén horarios: aunque a veces es difícil coordinar los horarios de las comidas, trata de que tus comidas sean a las horas que normalmente comes entre semana.
  • Cuerpo activo: Si el finde es cuando descansas del gym, intenta hacer una caminata rápida o dar un paseo que ayude a mantener tu cuerpo en movimiento. Y si sales de fiesta… ¡A bailar!
  • Duerme bien: cuando duermes tu cuerpo elimina la hormona del estrés y acelera tu metabolismo, trata de dormir al menos 8 horas por día.

Aunque estas recomendaciones sirven para todos los días del año, los fines de semana debes tener especial cuidado, así no perderás todo el esfuerzo que haces de lunes a viernes para mantenerte en tu peso ideal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here