El protector solar debe acompañarnos durante todo el año. Es una recomendación que los dermatólogos repiten continuamente a fin de evitar que la piel sufra los efectos nocivos del sol. Pero a la gran mayoría nos cuesta aplicarnos protección solar más allá del verano. Esto es así porque hemos asociado el protector con la playa o las actividades al aire libre en época estival. Afortunadamente, son muchas las marcas que incorporan en sus cosméticos más populares pantalla de protección. Así, es posible encontrar una hidratante de día con filtros o un maquillaje.

No obstante, hay momentos en los que la aplicación del protector solar es innegociable. Uno de ellos es en la nieve.

A mayor altura, los rayos solares atacan con más agresividad. 

Y, ¿por qué es imprescindible utilizar protección solar en la nieve?

  • Altitud. Cada 1.000 metros de altura aumenta un 15% el efecto dañino de los rayos del sol.
  • Efecto espejo. La nieve refleja el 80% de los rayos ultravioleta. La exposición al sol se intensifica en la nieve con este alto porcentaje, frente a un 10% en el agua ó un 25% en la arena blanca.
  • Menos contaminación. La escasez de contaminación y la cubierta de nubes solo es capaz de filtrar el 10% de las radiaciones. A pesar de no ver el sol por la presencia de nubes, está y cerca. De ahí la aparición de quemaduras inesperadas, pese al ‘sol invisible’.
  • La acción de las gotas de agua. La nieve derretida sobre la piel provoca un efecto lupa. Éste favorece la aparición de quemaduras solares y reduce la eficacia de los fotoprotectores.
  • Enterrando mitos. Existe la creencia generalizada que la piel solo necesita fotoprotección en verano, porque en invierno es mucho más resistente. Y nada más lejos de la realidad. La piel es igual de susceptible en cualquier estación del año al ataque de las radiaciones solares. Por ello, y a fin de evitar quemaduras y el envejecimiento prematuro de la piel, así como otros efectos nocivos, hay que protegerse todo el año.

 

Alta protección para disfrutar sin efectos secundarios.

¿Te han parecido suficientes los motivos expuestos para no dejarte olvidado el protector solar en tu próxima visita a la nieve? Bien. Ahora toca elegir el que más y mejor responda a las necesidades de tu piel.

Por norma general, se recomienda optar por un protector o crema solar con factor de protección un nivel mayor del utilizado habitualmente. Entre las opciones que podrás encontrar en la parafarmacia online DosFarma, se encuentra Galénic Protector Solar Crema SPF 50, que otorga una alta protección contra los rayos UV del sol. Además, es una solución ligera e invisible, que evita dejar restos en la piel para que ésta no se sienta pesada y grasienta.

Avène Crema Solar SPF 50 es un 3 en 1, que protege, hidrata y aporta una acción antioxidante. Gracias a su contenido en Agua Termal de la marca aporta propiedades calmantes y desensibilizantes.

Aquellas personas que vayan a practicar algún deporte, como esquí o snowboard, deben utilizar protectores solares resistentes al agua. Éste es el caso de Heliocare 360º Water Gel SPF50, que ofrece alta protección solar frente a los rayos UVB/UVA y resistencia al agua. Además, aporta una acción hidratante y antioxidante.

Los dermatólogos aconsejan prestar especial atención a zonas como la nariz, orejas y pómulos. Esto es así porque son las zonas que más sobresalen y pueden quemarse más fácilmente. Tampoco hay que olvidarse del cuello o las manos.

Y por supuesto, los labios se deben proteger adecuadamente. Por ejemplo, con Isdin Protector Labial SPF 50. Este reparador labial hidrata profundamente y protege los labios frente a los rayos UVB y UVA. También actúa frente a la oxidación gracias a su alto contenido en vitamina E.

Los expertos aconsejan aplicar el fotoprotector 20 minutos antes de exponerse al sol en la nieve. Además, y siguiendo las pautas generales de aplicación de cualquier protector, se debe reaplicar cada dos horas. Esto es especialmente necesario en aquellos casos en que se haya producido sudoración excesiva o secado con toalla. No obstante, y pese a la alta fotoprotección, los dermatológos recomiendan no excederse en la exposición al sol.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here