La luz solar es esencial para que exista vida. Éste es un hecho del que no cabe duda. Por eso, tomar el sol proporciona grandes beneficios a nuestro cuerpo. Principalmente, podemos decir que es la única fuente de producción de vitamina D en seres humanos. Esta vitamina liposoluble es la que se encarga de ayudar al organismo en la absorción de calcio, básico para la formación de huesos. Muy pocos alimentos son los que contienen vitamina D de manera natural. Por esta razón es importante exponerse a la luminosidad del sol. Además de fortalecer los huesos, también puede aportarnos otros beneficios como el de disminuir la presión sanguínea, dormir mejor, estimular la inmunidad o equilibrar los niveles de colesterol, entre otros.

Pero, cuidado, no todo son ventajas. Si bien es cierto que tomar el sol repercute de manera positiva sobre nosotros, un exceso del mismo sin la utilización de protector solar puede llegar a tener serios efectos dañinos en la salud de nuestra piel. Especialmente, con la llegada del verano y nuestro mayor deseo de broncearnos, las consecuencias nocivas de la radiación que expande el sol pueden pasarnos factura. El principal problema no se encuentra sólo en la radiación UV o sus diferentes tipologías, sino en la cantidad de horas en las que estamos expuestos a ellos. Para los correctos cuidados de la piel es aconsejable no estar durante más de 15 minutos frente al sol, sobre todo, en las horas centrales del día. Aproximadamente, desde las 11:00 de la mañana hasta las 16:30 de la tarde.

Por lo tanto, una vez más, el consejo que damos desde la farmacia online DosFarma es que se debe insistir en la prevención y precaución solar. Como medidas de protección recomendamos utilizar prendas de vestir holgadas y complementos que protejan correctamente las partes más sensibles, por ejemplo, sombreros o gafas de sol. También aconsejamos usar grandes cantidades de protector solar. Antes de utilizar estos productos tienes que conocer muy bien tu tipo de piel, ya que no todos los fotoprotectores son válidos para todas las personas y, además, cada una precisa de un factor diferente. Obviamente no son las mismas las necesidades que tiene una dermis pálida que una más oscura.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) nos ofrece una selección de los trece mejores protectores solares. Entre ellos, encontramos  los de la marca ISDIN que nos ofrece toda una familia de fotoprotectores en distintos formatos (crema y spray), para todos los miembros de la familia y para las diferentes partes del cuerpo. La textura del protector solar ISDIN es muy fácil de extender sobre la piel y, además, proporciona un acabado sedoso y satinado. La elaboración por parte de Cumlaude de protectores solares se centra en ofrecer un cuidado a todos los tipos de piel hidratándolas, suavizándolas y calmándolas de la irritación. Bajo el objetivo de aportar a sus usuarios una amplia gama de productos que velen por los cuidados de la pielVichy ha desarrollado toda una serie de protectores testados incluso en pieles sensibles. Se encargan no sólo de proteger, sino que también de prevenir la aparición de manchas como consecuencia de la exposición al sol. La marca Vichy, igualmente avalada por la OCU, pone a nuestra disposición una serie de after sun para mantener el cutis hidratado. La gama Anthelios de La Roche Posay nos brinda una ultra protección para cubrirnos de los rayos UVA. Su fórmula está basada en ofrecer productos de distintas texturas para cuidar de las necesidades de todos los tipos de pieles. La Roche Posay no se olvida del cuidado de los más pequeños y se especializa, también, en la elaboración de una crema solar para bebé.

La aplicación de todos estos productos debe realizarse entre 30 minutos y 2 horas antes de la exposición al sol. Después de bañarse en la playa, piscina o después de haberse secado con una toalla se tiene que repetir la dosis de protector solar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here