Considerado como el árbol de la sabiduría, las antiguas civilizaciones europeas utilizaban esta planta para diversos rituales de sanación. Además, utilizaban sus ramas y corteza para celebrar el final del invierno y la llegada del buen tiempo. A su vez, lo aplicaban para curar afecciones y dolencias. Además de sus usos médicos, en la antigua rusa utilizaban la madera de cedro para fabricar las famosas muñecas matrioshkas.

El paso de los años, así como la evolución en los conocimientos médicos y tecnológicos, ha supuesto un avance en las formas de utilizar el abedul, maximizando al máximo sus beneficios.

¿Qué es el abedul?

También conocido como Betula, esta planta caducifolia, recibe su nombre de los antiguos celtas que la denominaban “betú”. Estos árboles se encuentran en las zonas más frías y septentrionales del norte de Europa, así como Turquía y el Cáucaso, a unos 3.000 metros de altura.

La blanca corteza del abedul  le da un aspecto característico, destacando sobre el resto de árboles gracias a sus hasta 25m de altura. Sus hojas dentadas con flores y frutos, le permiten aguantar las frías temperaturas. Esta planta medicinal estaba relacionada con el inicio del buen tiempo, ya que su temporada de floración, de tratamiento de la sabia y extraer su corteza es al finalizar el invierno y empezar la primavera.

Entre sus componentes destacan el betulinol, ácido nicotínico, vitamina C, resinas, saponinas, salicilato de metilo, betulina y gran variedad de aceites esenciales.

Propiedades y beneficios del abedul

El abedul cuenta con gran variedad de aceites esenciales, carotenos, taninos o vitamina C. Gracias a estos componentes naturales tiene una gran cantidad de beneficios para nuestro organismo. Entre ellos tenemos:

  • Disminuye la retención de líquidos
  • Ayuda a reducir la acumulación de grasas
  • Combate la artritis y artrosis
  • Baja los niveles de ácido úrico
  • Facilita la disolución de las piedras en el riñón
  • Combate las inflamaciones de uretra
  • Potencia y mejora la actividad del hígado
  • Desinfecta y favorece la cicatrización de heridas
  • Útil en los tratamientos de anginas
  • Se puede utilizar para realizar un correcto enjuague bucal
  • Detiene, o retrasa, la caída del cabello
  • Expulsa los microorganismos que producen el mal olor de pies

Algunos de estos beneficios ya eran conocidos, y utilizados, por las antiguas civilizaciones celtas. Gracias al avance en el conocimiento médico y en las tecnologías, se ha podido explorar y estudiar al máximo toda la capacidad medicinal que nos otorga este planta. Aunque también tiene otros usos como la fabricación de muñecas rusas o de raquetas para la nieve en las zonas heladas del norte europeo. Todos estos increíbles beneficios son posibles gracias a las múltiples propiedades que posee la betula. Entre ellas destacan:

  • Antifúngica
  • Depurativa
  • Astringente
  • Diurética
  • Antiséptica
  • Analgésica
  • Cicatrizante
  • Antiinflamatoria
  • Antihemorrágica

Dependiendo de las zonas que se utilicen (tallo, savia, hojas, frutos, corteza, etc.) se conseguirán diferentes beneficios. En ocasiones depende también del tratamiento que se le dé al abedul. La forma de tratarlo y trabajarlo, permitirá obtener un beneficio  u otro.

Productos que contienen abedul

En DosFarma conocemos la gran cantidad de propiedades y beneficios que el abedul tiene para ti. Por ello, queremos invitarte a echar un vistazo a nuestra gama de productos y artículos que contienen esta planta medicinal entre sus componentes. Atrévete a sorprenderte de la gran variedad de artículos, muy útiles en la vida cotidiana, puedes encontrar.

Aquellas personas que estén empezando una rutina de adelgazamiento, y quieran acelerar los resultados de pérdida de grasa, que les ofrece una vida saludable y una buena rutina de ejercicios, podrán utilizar el quema grasas de Arkopharma. Así podrás actuar sobre la retención de líquidos y sentirte saciado durante más tiempo. Si eres de los que están a gusto con su cuerpo y forma física, pero sueles tener la piel delicada, te invitamos a probar el exfoliante natural de Weleda. Esta crema formulada a base de abedul actúa sobre las células de nuestra dermis, favoreciendo su renovación y protección ante los agentes externos que nos rodean. Además, deja una agradable sensación de frescor en la piel.

Los antiguos celtas y habitantes de las highlands ya conocían los beneficiosos efectos del Betu, y los aprovechaban para su bienestar ¿a qué esperas tú? Tienes a tu alcance aprovecharte de todas las propiedades de esta planta medicinal, y combatir esos problemas diarios que pueden afectarte en tu día a día.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here