¿Qué es la dermatitis atópica?

La dermatitis atópica es un trastorno caracterizado por piel seca, descamada e irritable que afecta a entre el 2% y el 5% de los adultos y entre el 10% y el 20% de los niños. No existe una cura como tal para este tipo de piel, pero puede protegerse con un cuidado constante.

Se caracteriza por provocar picazón, hinchazón y enrojecimiento continuos. A pesar de ser frecuente en niños, puede manifestarse a cualquier edad.

¿Cuáles son los síntomas de la dermatitis atópica?

Se puede manifestar de diferentes maneras en función de la persona, pero los síntomas más comunes son:

  • Piel seca
  • Picazón, especialmente durante la noche
  • Manchas de color rojo o marrón, sobre todo en manos, pies, tobillos, muñecas, cuello y demás zonas
  • Protuberancias que pueden supurar líquido y formar costras si se les rasca
  • Piel engrosada, agrietada y escamosa
  • Piel en carne viva, sensible e inflamada

Estos síntomas pueden verse agravados si vienen de genética. También por género, ya que las mujeres son las propensas. Y de igual modo por el clima, al ser los climas fríos los que mayor riesgo suponen.

¿Cómo trato la dermatitis atópica en invierno?

Este tipo de problema de la piel afecta a un gran numero de personas. El problema empieza cuando llega el frio, ya que es cuando el picor se intensifica. Esto se debe a que las bajas temperaturas y el aire seco y frio de esta estación disminuye la hidratación de la piel. ¿Qué medidas puedes llevar a cabo en invierno?

  • No te abrigues demasiado. Utilizar demasiadas prendas de ropa favorece el sudor, y esto agrava aun más la dermatitis atópica.
  • Refresca la piel en casa. Este tipo de pieles agradece la sensación de frescor cuando el picor es intenso.
  • Ventila el lugar en el que te encuentres. Además de hacerlo para evitar la propagación de virus, también es conveniente porque la calefacción reseca el ambiente. Esto hace que se deshidrate antes la piel y aumente la irritación.
  • Duchas de no más de 5 minutos. Así como utilizar agua muy caliente, ya que son factores que pueden dañar gravemente este tipo de piel.
  • Hidrata la piel. Tanto por dentro con dos litros de agua al día, como por fuera por cremas especiales para ese tipo de piel.

¿Cómo cuido la dermatitis atópica en invierno?

Además de tener que llevar a cabo los factores que antes hemos comentado, te mostramos algunos hidratantes para que tu piel no se vea tan afectada por la bajada de temperaturas.

  • Dexeryl Crema Emoliente. Su formulación está pensada para aliviar, reparar, proteger e hidratar en profundidad pieles atópicas. Reduce los picores y la tirantez.
  • Repavar Regeneradora Crema Rosa Mosqueta. Esta crema mejorará la hidratación de la piel e incrementará la reparación de las cicatrices, las manchas y las estrías. Cuenta en su composición con un alto contenido de ácidos grasos, antioxidantes y vitamina E.
  • Tractopon 15% Urea Grietas Crema. Esta crema está formulada con un 15% de urea para ser eficaz hidratando zonas realmente secas como talones, codos o rodillas.
  • Bioderma Atoderm Crema Nutriente. Su fórmula es simple e hipoalergénica, lo que garantiza una alta tolerancia de la piel a la misma. Desde el primer uso la piel mejora en un 80% su capacidad de hidratación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here