Todos hemos sufrido, en algún momento de nuestras vidas, alguna clase de lesión, contusión, golpe o molestias en músculos y articulaciones. Aunque a la larga el reposo y un buen tratamiento nos permitirán recuperarnos, antiinflamatorios como Voltadol con aplicador nos permiten actuar intensamente en la zona afectada, reduciendo el dolor y las molestias gracias a sus efectos calmantes.

La magia detrás del nuevo aplicador de Voltadol es su facilidad para poder aplicarlo en la zona afectada. Gracias a su aplicador puede actuar directamente donde nos duele. Tenemos la posibilidad de aplicarlo entre unas 3 y 4 veces al día, dependiendo de la intensidad del dolor que sintamos. Al poder controlar la cantidad y el lugar donde queremos aplicarlo, tiene un efecto mucho más rápido y penetra en la piel inmediatamente.

¿Qué es el Voltadol?

El Voltadol es un medicamento antiinflamatorio perteneciente al grupo de medicamentos AINES, es decir, no llevcon coa esteroides. Debido a esto no se debe utilizar el Voltadol con aplicador en casos de un simple golpe, o la aparición de un dolor leve. Este medicamente debe aplicarse en casos como artrosis, artritis y reumatismos, o en el caso de notar inflamación en aquella zona donde nos hayamos golpeado.

Al tener aplicación tópica, se encargan de proporcionar alivio y frescor localmente. Ayuda a reducir la inflamación y el dolor gracias a sus complejos calmantes activos.

¿Para qué sirve este producto?

Uno de los usos básicos de este antiinflamatorio, es la de reducir y calmar la aparición de dolores e inflamación en zonas concretas. Actúa sobre pequeñas contusiones, golpes, distensiones, tortícoli, dolor de espalda, esguinces, entre otros.

Voltadol con aplicador permite actuar instantáneamente sobre la zona afectada. Gracias a su efecto cutáneo, logra una acción triple actuando instantáneamente para reducir la inflamación, y otorga un efecto analgésico.

Tips para prevenir lesiones

Todos los amantes del deporte, incluso aquellos a los que solo les guste mantenerse activos y disfrutar sin estarse quietos, sabrán lo molesto que puede ser una lesión o alguna molestia. En DosFarma queremos darte unos pequeños tips con los que podrás evitar la aparición de las lesiones, o incluso reducir su intensidad en caso de que, inevitablemente, sufras alguna. Te recomendamos así:

  • El primer paso es que el vestuario sea el adecuado a la actividad que se va a realizar. Desde el calzado hasta la camiseta que utilices, puede influir enormemente en tu desempeño, tu sujeción y la libertad con la que te muevas.
  • Mantener una vida saludable. No hace falta que te dediques profesionalmente al deporte, o que seas un amante de los entrenamientos. Con el simple hecho de mantener tu cuerpo en movimiento, evitando el sedentarismo, ganarás mucha salud y tu cuerpo estará mejor preparado ante posibles lesiones.
  • Ir progresivamente. Cuando quieras empezar a hacer deporte, debes conocer tu capacidad y tus límites, e ir progresando poco a poco. No empieces al máximo ya que tu cuerpo necesita acostumbrarse y adaptarse a las exigencias y necesidades que le solicitas.
  • Conocer tus límites y tu cuerpo. Aunque las lesiones suelen ser fortuitas, en muchos casos se pueden evitar. Nuestro organismo es sabio y nos suele avisar cuando algo no marcha bien, o realizamos algún movimiento lesivo. Cuanto más te conozcas y sepas dónde están tus límites, mejor te podrás preparar ante posibles situaciones de lesión.

Recuerda que lo más importante a la hora de evitar lesiones es mantener una vida saludable, cuidando tu cuerpo, física y mentalmente. El rendimiento y nuestra capacidad para soportar nuestra rutina diaria viene dada por la mezcla entre nuestro estado anímico y físico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here