Carrito

Cerrar

Finalizar compra

To be determined Envío
0,00 € Total

No products

Finalizar compra

Antibióticos tópicos

Hay 8 productos.
Los antibióticos tópicos están indicados para el tratamiento de problemas dermatológicos, causados por un virus o como consecuencia de una herida suceptible a infectarse. 
Mostrando 1 - 8 de 8 productos

¿Qué son los antibióticos tópicos?

Los medicamentos antibióticos tópicos  están destinados a tratar problemas dermatológicos, cuya raíz es una bacteria o virus que ataca directamente a la piel. Su composición depende del tipo de infección a tratar y la localización de la misma, esto les hace tener unas indicaciones de aplicación muy precisas que se pueden leer en su prospecto o se pueden consultar al médico de cabecera. Ante cualquier tipo de infección bacteriana dermatológica, lo más importante es que el tratamiento médico  se acompañe de una higiene realizada a través de jabones suaves e hipoalergénicos creados para la cuidar la piel afectada y que, en algunos casos, tengan excipientes antisépticos, para evitar el empeoramiento de la infección.

Para que este sea efectivo, debe poseer un amplio espectro de acción, aportar un efecto antibacteriano prolongado y ser bactericidas. Entre sus características, estos deben difundirse con rapidez a través de los tejidos sin causar reacciones alérgicas o irritaciones indeseadas y contener una composición que no produzca resistencia a antibióticos de uso sistémico porque algunos pueden sensibilizar las zonas. Los antibióticos tópicos a precio de farmacia están disponibles en la parafarmacia especializada Dosfarma.com.

¿Para qué problemas dérmicos sirven los antibióticos tópicos?

Los antibióticos tópicosestán indicados para varias afecciones según su composición, debido a que a la dermis puede ser dañada por diferentes factores. Uno de los principios activos más comunes en las cremas antibióticas de uso tópico es la denominada blastoestimulina, creada a partir de extractos de la centella asiática y la neomicina. Mientras que el primer extracto es de origen natural y aporta hidratación, el segundo es un principio activo de tipo antibiótico que junto a ella consigue ayudar en la cicatrización correcta de heridas, lesiones, llagas, quemaduras de la piel o escaras, especialmente, cuando se presenta el riesgo de infección bacteriana o esta está en curso, por ejemplo, tras una operación quirúrgica.

En segundo lugar, otros principios activos de los antibióticos tópicos son la terbinafina hidrocloruro y el nitrato de miconazol, ambos de tipo antimicótico que combate las infecciones por hongos y tiene un amplio espectro de acción. Las pomadas que contienen este principio activo están especialmente indicadas para eliminar el hongo que provoca el pie de atleta, empezando normalmente entre los dedos de los pies, extendiéndose en la planta y a los laterales de la piel. La terbinabina en solución tópica crea una película protectora que crea las condiciones para liberar el principio activo.

Para acabar, también se pueden encontrar antibióticos tópicos de tipo homeopático que tienen una actividad emoliente y anticongestiva que se basa en principios activos naturales como el de la caléndula, que aporta los efectos calmantes,  o el extracto de benzoin, cuyo valor medicinal reside en su poder antiséptico.

¿A quiénes están destinados los antibióticos tópicos?

Los antibióticos tópicos para afecciones dermatológicas según su formulación están destinados a diferentes grupos de la población porque cualquier persona es susceptible de contraer una infección a través de una herida o de contraer una infección micótica. Antes de aplicar alguno de ellos, consulte al especialista o al experto farmacéutico cuál puede ser el adecuado, comentando la sintomatología si se da por primera vez.  A continuación, se hablará de tres.

En primer lugar, se puede hablar de la pomada Nutricel, indicada para curar y cuidar la piel de los bebés que se ve irritada por el contacto con el pañal. Esta contiene entre sus diferentes principios activos el nitrato de miconazol, indicado para eliminar ciertos agentes microbianos y hongos que se adhieren a la piel húmeda y causan la dermatitis del pañal, o vitamina F, para prevenir el eczema infantil, que es coadyuvante de la inosina y la guanecina, activos de tipo cicatrizante que junto a ella permiten que el bebé pueda dejar antes la lactancia materna sin que esto cause problemas en su piel.  Para más información sobre ella, se puede acceder al prospecto.

En segundo lugar, se puede hablar de Blastoesmulina 2% de uso cutáneo, no solamente indicada para la cicatrización de heridas, llagas, úlceras o quemaduras, sino también para la cicatrización de las escaras que aparecen en la piel de personas con poca movilidad que pasan muchas horas encamadas. Además, es un tratamiento de apoyo para las heridas posquirúrgicas o para mejorar la cicatrización de los injertos cutáneos, siempre y cuando no haya infección. Antes de su uso sobre la piel, se deben tener en cuenta las matizaciones de su prospecto. Para acabar, se puede hablar de Lamicosil Uni, un antibiótico tópico de tipo antifúngico indicado para la afección por hongos denominada pie de atleta que afecta más a deportistas. Para más información, consultar su prospecto.

¿Dónde comprar antibióticos tópicos?

Para comprar antibióticos tópicos se puede acudir al catálogo online de la parafarmacia DosFarma. Estos están destinados al tratamiento de diferentes afecciones dermatológicas que precisan de cuidados especiales a través de este tipo de medicamentos que actúan directamente sobre la zona afectada.

Filtros

Precio

Envío Envío (Saber más)

Marca

Utilizamos cookies. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso  + Más Información

Aceptar