Carrito

Cerrar

Finalizar compra

To be determined Envío
0,00 € Total

No products

Finalizar compra

Heridas

Heridas

Hay 203 productos.

Las heridas leves precisan de una curación adecuada a través de productos de tipo hemostático, así como de otros materiales para limpiarlas, ayudar a su cicatrización y taparlas como gasas, tiritas o povidona.

Mostrando 1 - 40 de 203 productos

¿Qué es una herida?

Las heridas leves son aquellas que se producen cuando capa dérmica superficial se daña al recibir un golpe o un corte con una superficie afilada o por la fricción continuada con la misma. Su tratamiento, por tanto, depende del aspecto que haya quedado en la zona y su tratamiento está determinado por el agente que lo ha provocado, ya que si hay posibilidad de infección es recomendable utilizar sobre ellas un producto antiséptico.

Tras un traumatismo, se debe elegir el tratamiento de heridas adecuado depende del aspecto de la misma, el cual determina qué tipo de herida es. Se puede hablar de heridas abiertas, en las que hay separación de la piel, para reconocerlas se debe revisar la distancia que se da de un borde a otro de la herida y su profundidad, por si hay necesidad de sutura. Después, se puede hablar de heridas cerradas en las que no ha habido separación de la piel, pero ha aparecido un hematoma y requieren la revisión de un médico para eliminar la posibilidad de daño a un órgano interno o a la circulación.  Finalmente, se puede hablar de heridas simple so leves cuando solo afectan a la piel y provocan dolor local; o complicadas, que han tenido una hemorragia abundante y son extensas y profundas, pudiendo conllevar otros daños, tienen un aspecto muy llamativo.

¿Cómo llevar a cabo una cura de herida leve?

Un tratamiento de heridas debe aplicarse cuando se dan síntomas como el sangrado, el dolor o la falta de sensibilidad tras haber sufrido una laceración o abertura en la piel superficial, entre las que cuentan las producidas por picaduras, cortes o por el roce de tejidos. Para las heridas no producidas por cortes, se deben llevar a cabo los siguientes cuidados. Lo primero, es desinfectar las manos con una solución antibacteriana para prevenir infecciones; después, higienizar completamente la herida con agua y un desinfectante adecuado; a continuación, aplicar presión sobre la herida para frenar el sangrado y, finalmente, aplicar un excipiente antibacteriano y envolver con un vendaje limpio.

Cuando se trate de heridas causadas por punciones o cortes, se deben volver a desinfectar las manos antes de realizar la cura; después, enjuagar durante cinco minutos con agua la herida y curarla con un producto desinfectante como agua oxigenada o povidona; a continuación, buscar posibles cuerpos extraños que hayan quedado en ella, por si se debe acudir al médico; y, para acabar, se realiza el mismo proceso que en el anterior caso.

Entre las acciones que no se deben llevar a cabo ante la presencia de una herida, están las siguientes: no respirar sobre ella si es abierta, ni limpiarla si es extensa cuando el sangrado esté bajo control y buscar atención médica si hay presencia de cuerpos exógenos dentro de la misma.

¿Qué productos se necesitan para el tratamiento de heridas?

Para llevar a cabo correctamente un tratamiento de heridas, como el que se ha explicado anteriormente, se necesitan distintos productos como los siguientes. En primer lugar, están las gasas estériles y algodón, las cuales precisan para ayudar a limpiar la herida con agua caliente y con la máxima higiene posible. Un ejemplo son las de Medicomp, en un cómodo pack con 50 unidades, indicadas para heridas pequeñas, que se pueden poner bajo el vendaje.

En segundo lugar, están los limpiadores de herida que se precisan para desinfectar la zona, entre ellos, están: la clásica Povidona Yodada de Aposán que ayuda a la cicatrización y esteriliza la zona; Molicare Espuma Limpiadora, indicada para las personas encamadas que sufren de la aparición constante de úlceras o escaras por la incontinencia y el roce; y los alcoholes y aguas oxigenadas de Cinfa. En tercer lugar, están los productos para el vendaje y el recubrimiento de heridas, entre los que se cuentan distintos tipos de apósitos estériles o hidrolipídicos, los rollos de venda o el esparadrapo de papel de Leukoplast, necesarios para envolver la herida y mantenerla protegida de agentes externos e incluso para tratar ampollas.

Finalmente, por un lado, se pueden encontrar espráis con agentes protectores para las zonas de difícil acceso que aportan una protección impermeable para varios días como el de Hansaplast, que funciona a modo de apósito; y, por otro lado,  se pueden encontrar cremas cicatrizantes o reparadoras como RYM cicatrizante con ácido hialurónico para regenerar los tejidos afectados y devolverles su aspecto natural; o, Avène Cicalfate Loción Secante, indicada para irritaciones cutáneas en las que aparecen pliegues o heridas.

¿Dónde comprar tratamientos de heridas?

Comprar tratamiento de heridas es posible en el catálogo online de DosFarma, donde se encuentran los mejores productos de farmacia para llevar a cabo su cura y cicatrización, utilizando distintos tipos de vendas, apósitos y esparadrapo para cubrir la laceración; o distintos tipos de alcoholes, sueros fisiológicos o soluciones de la marca Betadine, entre otras, para desinfectar la herida con la mayor seguridad.

Filtros

Precio

Envío Envío (Saber más)

Marca

Mostrar todo Ocultar

Packs Promocionales

Utilizamos cookies. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso  + Más Información

Aceptar